Los Días Malos Sí existen 🙈😖

Me he sentado muchas veces a pensar y meditar sobre lo que lleva al ser humano a auto convencerse de hacer cosas o crearse realidades que se convierten como en tendencia me imagino que para sentirse que no todo está perdido, y llego a la conclusión que se viven tiempos tan difíciles en donde el “lado oscuro” o la maldad pareciera que ganara ciertas batallas.

Es entonces, que así como cuando no la ganamos la empatamos, desde hace unos años a esta parte la gente anda como en esta onda disque “hay que pensar en positivo” “debemos atraer las cosas buenas que deseamos (el fulano Secreto)” “no pensemos ni hablemos de cosas desagradables” etc etc; si un buen día amaneciste de malas, friqueado, frustrado o triste por cualquier motivo (lo cual es NORMAL) porque somos seres humanos, por Dios!, y se te ocurre la genial idea de decirlo, la gente voltea y te pela los ojos 😳😱😳, como si estuvieras blasfemando, y hasta te lo dicen: “nunca digas que te sientes mal o mas o menos; siempre sonrie y dile a todo el mundo que estas bien” (aunque te sientas podrida que carriso! si hay miseria que no se note). Jejeje y aquí es donde yo digo: pasamos de tratar de auto levantarnos el ánimo a ser tremendos hipócritas aparentando que estamos viviendo un paraíso. Es más, te catalogan como “mala vibra” y muchas personas extremas hasta te apartan.

O sea que si te va mal en el trabajo (debes aparentar que eres la más armónica y productiva), si te va mal en tu matrimonio o con tu novio (debes hacer ver que son la pareja felíz perfecta y hasta publicarlo en redes), si no tienes plata (pides prestado pero menos quedarse en casa, ah! Y que todo mundo vea que saliste) jajajajaja

Pues ahora quiero decir alto y claro a todo el que me lea, que los días tristes, miserables y amargados sí existen, que es algo totalmente normal, que por nuestras venas corre sangre, que existen altas y bajas, los días de luna y las mareas;  que todos lo vivimos pero no todos quieren reconocerlo y que los valientes que sí lo dicen a veces solo sueltan frases como: “hoy se me aplicó toda la ley de Murphy” jajajajaja o frases parecidas.

Me van decir a mi que no reconocen un día en que te paras y desde que te despiertas medio amanecida(o), te ves al espejo y ya notas que estas con el feo alborotado, el cabello impeinable, te vas a desayunar y se te riega el café en la ropa, te vas y se te flatea una llanta o te das un “piquito” con otro carro en la calle, llegas tarde a alguna reunión importante o te encuentras a alguien que se sale con alguna malcrides que te hace sentir como cucarachita, te llaman para cobrarte algo que no puedes pagar en el momento, o pierdes la última oportunidad que tenías para hacer efectivo algo que te iba favorecer. Te estresas porque la demanda de los multiples deberes y actividades de tus hijos en el colegio te dan ganas de salir huyendo o hacerte la muerta jejejeje. Te figuras que vas a terminar con éxito alguna negociación que al final se agua; y nunca falta que te llame tu ejecutiva del hogar para decirte que se rompió una tubería en casa que hay que correr a llamar al plomero, o se acabó el gas o se ha quedado sin luz por A ó B y hay que llamar al electricista.

Y para rematar te enteras que alguien que estimas está enfermo o tu misma(o) te enfermas. Llueve y te empapas de arriba abajo. Bueno en fin la lista puede seguir y seguir; lo cierto es que lo único que te provoca ese día es irte directo a tu casa empijamarte, meterte en la cama y que nadie te moleste por nada; que nadie llame; si les soy sincera hay días así que digo sabes que? Cierro operaciones y me largo a mi casa y lo he hecho.

Al final del camino; esos días sí existen pero NO es el fin del mundo, las horas pasan, los días pasan y las cosas o se arreglan o se terminan de “joder” pero lo importante es que lo afrontemos, le metamos el pecho, al mal tiempo darle prisa y la vida continúa. No considero que sea pecado decir que te sientes mal o estas mal el día que así lo sientas, es más bien de valientes reconocerlo; quien es verdadero amigo se aploma a tu lado y te dice sabes que? Tranquilo(a) yo estoy a tu lado y olvidate y si podemos ir a tomarnos un café ☕️ o una copita 🍷y hacer catársis, estupendo!! Mañana será otro día y echemos una oración a nuestro buen papa Dios para que nos abra el camino y nos haga sonreir.

Ante las adversidades “ni cebo” no dejarse jajajaja vamos pa’lante; vamos pa’ encima. (Panameñismos a los que no puedo renunciar).

Como siempre les digo, los amo. Le dedico esta semana mi blog a mis amigas que se han aplomado a mi lado varias veces y me han ayudado a sonreir a pesar de días estúpidos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s