VER CON CLARIDAD FUERA DE LA MIRILLA

Gracias le doy a Dios que al menos ha permitido que podamos ver cada vez más lugares que entran en nuestra lista de pendientes, tenemos con certeza pensado para donde nos iremos, a través de las pantallas que tenemos en la punta del brazo (la tecnología es lo máximo), ahora siento más ganas, entre más veo más quiero. Y les comento que flamantisimo estuvo por mucho tiempo en negación, el hombre decía “no amor, eso es mucha plata, olvídalo, aquí hay cosas que pagar y proyectos de casa que queremos hacer hace tiempo” y yo empecé a responderle: “pues adivina?, los proyectos de casa van a tener que esperar un poco, porque yo de verdad necesito liberar, abrir mis alas y conocer todo lo que pueda antes que nos sorprenda la tercera o cuarta edad, y mis piernas, para ese entonces, no me lo permitan, nuestro tiempo es ahora”.

En fin, les conté todo esto para invitarles a que despeguen el ojo de la mirilla de su cámara impuesta por crianza, generaciones, situaciones que marcaron sus vidas que los dejaron pensando que no era posible ver y vivir otros aires, la clásica excusa de “eso es muy caro y solo la gente de plata puede hacerlo, tiene que terminar, ahorren en cosas que no tengan que comprar y van ver algo jamás visto, se van a sorprender.

Una de las grandes lecciones de esta pandemia, para mí, es que gastamos demasiado dinero en boberías, en antojos, el dinero se nos va como agua entre las manos, hay que frenar un poco en algunas cosas y pensar en la gran recompensa de viajar, quienes ya lo han estado haciendo saben a que me refiero y quizás piensen que he sido dramática, y que no es para tanto porque viajar es fácil; pero se sorprenderían conocer la cantidad de gente que se hace boicot mental y sigue mirando por la mirilla, porque le da nervios salirse de su zona de confort, y están convencidos que no es tan fácil.

Hace años que veo con amplitud y trabajo diariamente para acomodar todas las fichas que me faciliten llegar a mi objetivo, yo sí les digo a mis hijos que tienen que ver la vida con amplitud y viajen todo lo que puedan en cuanto se presenten las oportunidades.

He llegado a la conclusión que lo único que nos llevamos al irnos de este mundo, es la última comida y todo el placer que entra por los ojos, que te hace vivir lo que muchos no tienen el privilegio de vivir porque sus condiciones de vida no lo permiten.

Salir de cosas que no son tan necesarias y enfocarnos en el equilibrio y la armonía nos hace libres. Y me pregunto, por qué tuvo que pasar tanto tiempo para ver con claridad?

Tú también tienes tu lista??

1 comentario en “VER CON CLARIDAD FUERA DE LA MIRILLA”

  1. Muy cierto, yo también fui criada de esa manera, pienso que el respeto hacia nuestros padres era tan grande que preferimos no molestarlos y seguir sus mandatos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s