SOY EL AVE FENIX

2017-01-18 06.45.10

Hace casi dos años empecé a escribir lo que por mucho tiempo quería y nunca supe cómo. Con el tiempo y asesoría de gente que me quiere bien, abrí redes sociales y muy lentamente he aprendido a manejarlas y conocer detalles que quizás para muchos son cosas dadas por hecho pero para mí, que nací en el siglo pasado, son novedades.

En ese caminar, conocí algo todavía más importante que lo que se ve en las fotos o videos, conocí las “intenciones”, los “humores”, la “bipolaridad”, la “divinidad”, la “verdad detrás de la fantasía”, entonces mi intuición y malicia se disparan cada tanto en tanto.

En este momento es de obligatoriedad decir que también conocí personas maravillosas, gente que me ha abierto el camino, que me ha hecho recomendaciones en buena onda, referencias a su vez con otras personas que han terminado ayudándome de gratis, he recibido asesoría solo porque les caigo bien, en fin, personas que creen en mi, en mi potencial y en que conozco muy bien la manera de llegar al corazón de los que me necesitan a través de la empatía.

Aunque no crean, existen muchas mujeres (no solo cuarentonas) de todas las edades, que están ávidas de ser escuchadas y comprendidas, ávidas de un abrazo y de escuchar la simple frase “yo sé cómo te sientes y te entiendo, todo va pasar”, eso no me hace experta ni licenciada en el tema, solo me hace humana con sentido común y deseos de ayudar a quienes se han sentido como yo muchas veces me he sentido y no he sabido a quien acudir, hay momentos en que la gente siente vergüenza de manifestarse vulnerable o herido porque el resto de los mortales lo percibe débil, y adivinen??, en esta selva de cemento igual que en la selva verdadera, los débiles son tragados por los demás, siempre habrá quien se aproveche y acabe con el débil.

Es una lucha constante por pertenecer a “los buenos” a los que no se aprovechan, ni se burlan de la fragilidad de otros. Ofrecer los que pocos desean ofrecer.

He llevado a cabo charlas y conversatorios al respecto, para poner en práctica la palabrita de moda; EMPODERAR, y eso no es más que decirle a otra persona que alguien más atravesó por situaciones similares a la suya y sobrevivió y seguido de eso se levantó, desde cosas tan triviales como relaciones interpersonales, el amor y desamor hasta vivencias terribles como enfrentar el fallecimiento de un ser amado. Hemos estado tan ocupados poniéndonos al día con la tecnología y la taquilla que cuando toca dar un abrazo se le recomienda a la persona que llame a un terapista o psiquiatra pa’ que se tome su “happy pill” y pare de jorobar.

Desde mi perspectiva y como siempre les digo, soy buena conversadora y buena escuchadora (cosa que no todos pueden), ese es mi fuerte, sumado al hecho de mi visión con luces largas que me permiten predecir algunos situaciones que usualmente ocurren, y luego me dicen wao! Eres bruja jajajajaja, bueno creo que sí soy, pero de las buenas.

Mi encanto, señores radica en eso, y es esa magia la que algunos con visión observan, me llaman, y les gusta parkear conmigo (dicho en buen panameño) y me contratan para que dé mi aporte a la sociedad a través de mi expertis:<<escuchar, apapachar y aconsejar desde el conocimiento que me dan los años vividos>>. Quienes deciden pagarme por eso, lo hacen no por lo que hago sino por lo que sé y mi manera de aplicarlo.

“Una mujer inteligente es aquella que aprende de los errores propios, pero una mujer sabia es la que aprende de los errores ajenos y toma sus precauciones.” (Eso aplica para los hombres también).

Retomando la idea inicial, les comento que cuando empecé con todo esto varias personas me dijeron que no sería fácil, que habría momentos difíciles, pero yo no entendía, pues ya entiendo….y me rio (de Janeiro) jejejejeje

Como dije hace poco en una charla a estudiantes de emprendimiento de una universidad de la localidad; de cada 10 puertas que toco, 7 u 8 se me cierran pero con las dos que se han quedado abiertas he hecho maravillas, mi misión y mi pasión es lo que escribo, lo que hago y lo que comparto; y no pienso abandonar porque de eso se trata el emprendimiento.

Algunos representantes de esas puertas que se han cerrado han sido osados y me han preguntado a raja tabla: después de todo ¿Quién soy yo? ¿A qué propiamente me dedico?¿Qué es lo que hago para que me inviten a participar en algo?¿Cuáles son mis méritos?¿Cuáles son mis estudios? etc. Señores para dar apoyo y ayuda al prójimo no es necesario sacar una licenciatura (que la tengo en administración) o doctorado, existen miles de bloggers alrededor del mundo que se dedican a contar sus experiencias y siendo empíricos hacen a veces más que los grandes estudiados, porque las “emociones” no se estudian; se entienden y se comparten.

Dicho esto y solo para que puedan estar en paz con ellos mismos les respondo YO SOY EL AVE FENIX, y enseñaré a otras mujeres a que también lo sean y pronto veamos el efecto multiplicador de la compasión y el amor en el mundo.

Voy a terminar con una frase que nos dijeron a unas amigas queridas y a mí en tono de burla luego de una reunión “ Sí sí sí deseamos la Paz Mundial”, no viene nada mal.

Un besote a todos los que desean estar del lado de los buenos…Soy El Ave Fenix.

 

 

1 comentario en “SOY EL AVE FENIX”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s