Con fuerza….Judy Meana

Esta semana mi blog me llena de alegría porque mi invitada es alguien muy especial para mí, nos une una amistad de muchos años, pero las circunstancias me impidieron mostrarles a ustedes su historia.

Mi amiga Judy Meana, uno de los rostros más hermosos que ha pasado por la televisión panameña, y no lo digo yo, sino cada una de las personas que saben que la conozco y me hacen el mismo comentario. 

Mi querida Judy, para aquellos que no saben, es C-3, sí señores, nació y se crió toda su infancia y adolescencia en Colón. Una chica muy de su casa e introvertida porque su auto estima estaba lastimada debido a que era un poco gordita y algunas personas en su entorno no lo supieron manejar, una vez graduada de la escuela secundaria, sus padres deciden mandarla a estudiar a la USMA en la capital.  Al llegar vivió en casa de la señora Lucy Roquebert, quien la acogió como si fuese parte de su familia, todo muy bien hasta que la señora enferma y a Judy le toca retirarse.

Luego en la universidad su compañerita pio pio que era nada menos que Erika Ender, le presenta a nuestra mutua amiga Laura quien le da la magnífica noticia de que su madre podría alquilar un espacio en su casa, después de eso ya no eran 2 amiguitas pio pio sino 3 jajajajaja las de aventuras que vivieron.

Cuenta con una sonrisa en el rostro, que: Erika era la única que tenía carro, y las pasaba buscando todos los días y le daban alguito para la gasolina (aquellos tiempos).

Pronto a Judy se le despierta su amor y pasión por su carrera y decide aplicar por una posición en Telemetro, con tan solo 19 años, como dato curioso la llaman para la entrevista (casting) y en ese momento “le cae el real” de que no tenía ropa apropiada para ir, Laura terminó prestándole un saquito que la hacía ver ejecutiva y seria jajajaja, mismo saquito que le tocó re-usar para otra vuelta.  En esa entrevista le tocó esperar horas para descubrir al final que se habían olvidado de ella y gracias a que se encuentra con Lorena Castillo (periodista contemporánea de aquella época y hoy primera dama de Panamá), logra entrar al canal en 1994 muy jovencita como les mencioné y llena de deseos de aprender más, es en ese momento en que todo el país conoce a Judy, bella, carismática y buena persona, que nunca ha despegado sus pies del piso, sencilla y campechana.

Otra anécdota divertida es que cuando niña no contaba con un gran guardaropa y siempre decía que soñaba con tener mucha ropa y zapatos, y el sueño se le cumplió, a las presentadoras de tv  les destinan un presupuesto para eso y llegó a verse con ropa que cualquier mujer desearía tener e irónicamente hoy en día ha lanzado una línea de ropa llamada Femme Charmante (de la cual ella misma es imagen), junto con su socia Sasha Johnson, y diseñada exclusivamente por Jaime Luna.

Retomando, conoció a su primer galán formal y se casa en 1996, con una vida profesional en plena realización y en 1998 llega al mundo su primera hija Paula (quien hoy en día es una hermosa universitaria).  Al nacer descubren que la bebe tenía un soplo en su corazón pero los doctores indican que en unos meses se le cerraría, sin embargo, como cualquier madre ella no descarta el doblar las rodillas y orar por su nena junto a su suegra que estuvo en todo momento, afortunadamente todo salió muy bien y las dolencias pasaron.

Un par de años más tarde, aprovecha una oportunidad para estudiar en España por unos cuantos meses: Presentación de telediarios, Producción de noticieros y documentales; gracias a una beca del gobierno español.

Precisamente, estando allá gana el premio nacional de periodismo en Panamá, pero al regresar las condiciones en el canal de televisión no se dan y terminan la relación laboral.

En el plano personal, lamentablemente se divorcia, al menos en buenos términos y vale la pena destacar que el padre de Paula es un estupendo papá, mientras tanto Judy nunca detuvo su paso ante las adversidades, siempre con mente positiva, se levanta estoica y tiempo después reinicia su vida laborando para el gobierno del presidente Torrijos y contrae nuevas nupcias, entonces llega la segunda gran bendición en 2006, nace su hijo Rodrigo (que por cierto es idéntico a ella, los mismos ojos).

Luego trabaja para otra empresa y casi enseguida le llaman para ofrecerle la posición como vocera de presidencia en el gobierno del presidente Martinelli; fue un trabajo muy difícil porque pasaba muchas horas fuera de casa, decide despedirse del cargo y organizarse en el plano personal y en ese momento dan por terminado su segundo compromiso sentimental.

Pero el destino le tenía preparada la más hermosa y “brillante” de las  sorpresas, cuando la contratan en la prestigiosa Bolsa de Diamantes de Panamá, lugar al que particularmente fui invitada y me dejó boquiabierta de las bellezas de joyas y eso que no las vi todas; experiencia inolvidable. Allí Judy logra con esfuerzo e inteligencia la posición de Vicepresidenta de la Bolsa, la primera mujer a nivel mundial en ocupar ese cargo. Crea inclusive un grupo de mujeres joyeras para empoderarse mutuamente y apoyarse ya que el mundo de la joyería actualmente está regido por hombres, y ganarse el respeto no es fácil.

Actualmente salió de la bolsa y se dedica a hacer consultorías en comunicación estratégica y es motivadora.

Y en este pedazo de motivadora quiero que sepan que Judy es fiel creyente de “El Secreto”, lleva años convenciéndome que todo lo que pidas con certeza se cumplirá tarde o temprano. Me dice jocosamente “Oris despoja tu mente de todo pensamiento negativo o derrotista, tienes que pensar en positivo siempre, pide, pide y se te dará, manda tu mensaje al cosmos” jajajajaja y yo le doy su para atrás y le digo que no le hago caso y que está loca, pero mentira, es puro relajo mio. Judy es estupenda, calmada y serena y esa creo que es la clave de su exito profesional y el ingrediente que se necesita para salir adelante ante situaciones no tan felices.

Les cuento para terminar que la amistad de aquellas tres mosqueteras permanece intacta, por razones ya conocidas Erika vive en el extranjero y Laura y Judy son hasta comadres. A ese mini circulo nos unimos algunas más y somos las que estamos jejejejeje poniéndonos cada vez mejores como el buen vino.

Mi amiga Judy como toda mujer después de los 40 tiene su historia que contar, llena de fortaleza y sabiduría. Mismas que la están ayudando a empoderar otras mujeres que así lo necesiten.

Por supuesto, ahora que está libre como frozen y canta “libre soy” se ha convertido en el objeto del deseo de los medios nuevamente y la llaman para entrevistas y es una super bomba en redes sociales, porque nadie la olvidó solo estaba en pausa. Tenemos Judy para rato y con legado porque su sobrina Andrea (igual de hermosa), comparte su sangre de triunfadora.

Se encuentra sin prisa pero sin pausa en una nueva relación hace 4 años y está tranquila y relajada porque hay que dejar que la vida fluya y traiga sus sorpresas y oportunidades.

En hora buena amiga, personalmente he aprendido mucho de ti y también has recibido mis aportes con humildad eso hace grande a las personas. Ojalá envejezcamos juntas el clan de las amigas para siempre y algún día escribamos nuestras memorias que van a ser como “el libro gordo de Petete” jajajajaja un besote y Dios te bendiga.

1 comentario en “Con fuerza….Judy Meana”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s